EL MURCIELAGO.

Apataki de Ika-iwori

EL MURCIELAGO NO TENIA ALAS, POR LO QUE NO PODIA VOLAR, Y CAMINABA TORPEMENTE Y LA GENTE EN SU TROTE INCESANTE LO PISABA Y COMO TAMPOCO LO CONSIDERABAN LO MATABAN DICIENDO: MIRA UN RATON.
UN DIA YA CANSADO DE TANTAS VEJACIONES EL MURCIELAGO FUE DONDE ORUMILA POR ADIVINACION Y EN EL OSODE LE SALIO ESTE IFA DONDE LE MANDO UN EBBO CON: UN GALLO, DOS PALOMAS Y DEMAS INGREDIENTES DEL EBBO, SABANAS QUE SON LAS QUE LE SIRVEN AHORA DE ALAS COSA QUE HIZO.
DESPUES QUE ORUNMILA LE HIZO EL EBBO AL MURCIELAGO LE SALIERON LAS ALAS POR LO QUE PUDO VOLAR Y CREYENDO QUE CON ESO HABIA RESUELTO TODOS SUS PROBLEMAS, NO VOLVIO MAS A CASA DE ORUNMILA, SIN DARSE CUENTA DE QUE SOLO HABIA ADQUIRIDO LA VIRTUD DE PODER VOLAR, PERO QUE LE FALTABA LA FUERZA, EL FUNDAMENTO Y LA PERSONALIDAD, QUEDANDOSE SIN DIRECCION Y SIN SABER DISTINGUIR UNA COSA DE OTRA, POR NO TERMINAR LA OBRA.
POR ESTA CAUSA NO SABE LO QUE LE PONEN EN LA BOCA, Y LO MISMO LO MUERDE, LO COME O LO FUMA.
NOTA: POR ESTE CAMINO CUANDO SE LE COMIENZA A RESOLVER LOS PROBLEMAS A LA PERSONA NO REGRESA MAS A CASA DEL AWO, POR LO QUE SE QUEDA INCOMPLETO AL IGUAL QUE LE SUCEDIO AL MURCIELAGO.