LA GRACIA DEL REY.

Apataki de Osa-Meji

ORUNMILA ESTABA EN UN PUEBLO DONDE ACUDIAN MUCHAS PERSONAS A CONSULTARSE Y AL REY LE LLAMO LA ATENCION Y MANDO A AVERIGUAR QUIEN ERA ESE HOMBRE Y LE INFORMARON QUE ERA ORUNMILA UN ADIVINO. EL REY LO MANDO A BUSCAR Y LO ENCERRARON EN UN CUARTO PARA PROBARLO; EL REY LE PUSO SEIS OBI Y ÑAME, ORUNMILA LE DIJO AL REY QUE SE LE ACERCABA UNA GRAN GUERRA DONDE PODIA PERDER SU CORONA Y QUE PARA QUE NO LLEGARA A SUCEDER NADA TENIA QUE HACER EBBO CON LO MISMO QUE EL HABIA PUESTO EN LAS TRES CANASTICAS Y ADEMAS, EL DERECHO. EL REY CONTESTO QUE NO HARIA NADA Y QUE EL ERA UN VIVIDOR; AL POCO TIEMPO SE PRESENTO UNA GRAN TEMPORADA, Y LE VINO LA GUERRA, DONDE ESTE SE ASUSTO Y UNA MUJER DEL PUEBLO LE LLAMO LA ATENCION DICIENDOLE QUE SE ACORDARA DE LO QUE ORUNMILA LE HABFA DICHO. EL REY DIO ORDENES PARA QUE LE TRAJERAN OTRA VEZ A ORUNMILA Y EL CONTESTO A ESTE QUE TENIA QUE HACER EBBO CON 100 EYELE Y 100 ADIE, 100 OBI, 100 ÑAMES Y 100 PESOS PARA QUE NO PERDIERA SU CORONA. EL REY HIZO EBBO Y AL OTRO DIA TODO SE APLACO, FUE A CASA DE ORUNMILA MUY ALEGRE Y ESTE LE DIJO QUE EL ERA EL REY PERO QUE EL TAMBIEN LO ERA Y QUE SIN ORUNMILA NO HABIA NADA NI NADIE QUE PUDIERA.