ARIKU

Apataki de Iwori-ose


Él hizo adivinación a Orunmila cuando él iba a tomar con las otras deidades sus tesoros de Dios.
Iwori-Wowo, Iwori-Wokun kie 'mawose loju.
Este fue el nombre del Awo que adivino para Orunmila cuando iba a tomar los tesoros con las otras divinidades para ser usados en la tierra. Se le dijo que le diera un chivo a Elewa antes de salir a la tierra. Él hizo el sacrificio.
Después de haber comido su chivo, Eshu le dijo a Orunmila que debería olvidar todas las cosas atractivas y dejar a los otros que escogieran primero, después escogería a una mujer vieja ignorada por todos. El nombre de esa mujer era Ariku, así era la menos atractiva pero la más preciosa de todos los tesoros de Dios.
Las deidades mayores escogieron regalos atractivos como dinero, bellas mujeres, hijos, casas, riquezas, etc. Nadie miro en la dirección de la vieja mujer.
Cuando Orunmila fue invitado a escoger, él escogió a Ariku, la vieja mujer.
Después de esto, todos ellos salieron a la tierra, usando los regalos de Dios. La divinidad que escogió el dinero no vivió mucho tiempo en la tierra. Él murió rápidamente y regreso al cielo, dejando el dinero atrás. Cuando el dinero iba a regresar al cielo, él recordó que su lugar siempre era con su hermana Ariku. Él fue a buscar a Ariku en la casa de Orunmila. Ariku se lo presento a Orunmila, y le rogó a Orunmila que le diera una habitación en su casa. Pues Orunmila tenia 16 habitaciones y así se la dio.
No mucho tiempo después, la divinidad quien escogió una mujer bella por esposa también murió y regreso al cielo. No sabiendo que hacer, la mujer decidió ver a su hermana mayor Ariku, pues estaba en la tierra y no había lugar para ella en el cielo. Termino también tomando habitación en la casa de Orunmila.
La divinidad que tomo al hijo, también murió y regreso al cielo. El hijo busco a Ariku por consejo y esta le dijo que regresara al cielo. Él contesto que iba hacer en el cielo si todos los demás estaban con ella en la tierra. Termino tomando alojamiento en la casa de Orunmila.
La divinidad que tomo Ishegun Ota(victoria sobre los enemigos). El también, fue a vivir con Ariku en la casa de Orunmila. Finalmente, la casa de Orunmila se lleno de todos los hijos de la prosperidad.
Así, hasta el día de hoy, de todos los tesoros de la vida quien persevera para vivir es Ariku. Ariku significa longevidad y su casa es el hogar donde están todas las cosas buenas de la vida.